Test auditivo – Por qué es sano llevar un control

Home/Salud auditiva/Test auditivo – Por qué es sano llevar un control

Nuestros oídos nos conectan con el mundo, nos permiten percibir nuestro entorno y relacionarnos con todo lo que nos rodea. Su cuidado y protección son fundamentales para garantizar su correcto funcionamiento, y para ello es recomendable que dentro de nuestros hábitos de vida saludable concertemos consultas auditivas periódicas y nos realicemos regularmente un test de audición.

La vida son sonidos, sensaciones y recuerdos, y gracias a nuestra audición podemos disfrutar de todo. La prevención, es el mejor método para garantizar el cuidado de nuestra salud auditiva. En el siguiente artículo hablaremos de cómo llevar un control y proteger nuestra audición.

 

Cómo podemos prevenir las pérdidas auditivas

Cuando hablamos del cuidado de nuestra audición nos gusta remarcar que nosotros mismos podemos evitar posibles alteraciones y pérdidas. Si seguimos unas simples pautas diarias protegemos nuestros oídos de las agresiones externas, evitando molestias y el desgaste de nuestra salud auditiva.

Evitar en todo momento los entornos demasiado ruidosos.

En el hogar, es preferible optar por aquellos electrodomésticos menos ruidosos.

Es mejor escuchar los aparatos eléctricos: televisión, radio, equipos de música, etc. a un volumen moderado.

Si se trabaja en ambientes muy ruidosos es necesario utilizar la protección adecuada.

Es importante protegerse de catarros, gripes y otras infecciones que a la larga pueden provocar pérdidas auditivas.

No introducir nunca ningún objeto en el interior de los oídos, ni siquiera para limpiarlos.

Debemos recordar secar los oídos después del baño y si se practican deportes acuáticos de forma continuada utilizar tapones a medida.

Ante cualquier alteración es importante acudir a un centro especializado. En muchas ocasiones, nosotros mismos no somos capaces de percibir que estamos perdiendo audición, seguimos oyendo y creemos que eso es suficiente sin darnos cuenta de que quizá estamos inmersos en un proceso de pérdida auditiva que poco a poco irá mermando nuestra capacidad.

Para evitar situaciones como esta es recomendable acudir periódicamente a un centro auditivo de confianza y realizarnos un test de audición. De este modo, protegeremos la salud de nuestros oídos y detectaremos cualquier alteración lo antes posible.

Estas visitas se hacen más necesarias si hemos pasado de los 50 años, pero incluso a los 30 es posible sufrir pérdidas auditivas.

 

Un test de audición rápido y sencillo

Como hemos venido apuntando, para cuidar nuestra audición es recomendable acudir a un centro auditivo de confianza, como DOSHOYDOS®, en el que nos realizarán un test auditivo. Para obtener un primer diagnóstico de forma rápida, DOSHOYDOS® cuenta además con un test online en su página web que podemos hacer nosotros mismos.

Desde cualquier ordenador o dispositivo móvil es posible conocer el estado de nuestra audición de forma inmediata. Esta sencilla prueba nos permite hacer una primera valoración de nuestra situación, descartar alteraciones de forma inmediata y descubrir trastornos que no teníamos detectados.

Se compone de cinco sencillas preguntas sobre nuestros hábitos diarios y de cómo nos comunicamos con nuestro entorno, además en el momento de completarlo es posible enviarlo directamente al equipo profesional del centro quienes lo estudiarán y contactarán con nosotros para comentar los resultados.

Si este primer test desvela alguna alteración que sea necesario estudiar en profundidad en DOSHOYDOS® disponen de la última tecnología para la realización de audiometrías a medida. Tras una prueba más profunda podrán conocer el alcance del trastorno y comenzar un tratamiento personalizado que mejore nuestra situación o prevenga un mayor deterioro.

 

¿Te has realizado alguna vez un test de audición online? ¿Llevas hábitos de vida saludables para cuidar tu audición?

2018-04-20T13:44:46+00:00 20 Abril, 2018|Categories: Salud auditiva|