Acúfenos o pitidos en los oídos: causas y síntomas

Home/Salud auditiva/Acúfenos o pitidos en los oídos: causas y síntomas

Los solemos describir como zumbidos, pitidos, ruidos… pero estas percepciones en nuestros oídos reciben un nombre específico: acúfenos en los oídos. También conocido como tinnitus, consiste en la sensación de sonido generada en el interior del cerebro pero que no existe realmente en el entorno.

Solamente alrededor del 5-10% son acúfenos objetivos o somatosonidos causados por partes del organismo. En estos casos, también son percibidos por otras personas, como los especialistas, mediante la exploración al paciente. El resto de los acúfenos son subjetivos y percibidos exclusivamente por la propia persona que los padece.

Es importante que sepamos reconocer los síntomas del tinnitus, sus posibles causas y qué hacer ante él, ya que según la Organización Mundial de la Salud (OMS) es un problema muy frecuente que alcanza al 30% de la población adulta en algún momento de su vida. Se estima que un 10-15% lo experimentan de forma continuada y un 0,5-3% lo perciben como un verdadero problema en su día a día.

Causas de los acúfenos

Los especialistas coinciden en que no existe una única causa que explique la aparición de acúfenos en los oídos, pero sí que destacan como uno de los principales factores de riesgo la exposición prolongada a ruidos de elevada intensidad. Además señalan los siguientes factores de riesgo:

  • Las infecciones en los oídos.
  • La enfermedad de Mérnière, es decir, un trastorno del oído interno. A parte de tinnitus, puede provocar mareo severo, pérdida de la audición que aparece y desaparece y sensación de presión o dolor en el oído. Este trastorno suele afectar solo a un oído, y es una causa común de sordera.
  • La disminución de riego sanguíneo en el oído.
  • Problemas en las cervicales o mandíbulas.
  • Compactación de cerumen en el oído.

Síntomas de los acúfenos en los oídos

Los acúfenos pueden ser percibidos en un oído, ambos o en la cabeza, siendo más intenso y constante en algunas personas o en circunstancias en las que no existen sonidos o ruidos ambientales que puedan esconderlo. Se diferencian dos tipos: los agudos, que surgen en períodos breves sin ocasionar pérdida auditiva, y los crónicos, que perduran más de seis meses. En este último caso hay una gran repercusión en la calidad de vida de la persona provocando dificultad para conciliar el sueño, incapacidad para concentrarse, irritación, ansiedad o fatiga.

Como hemos dicho anteriormente, el principal síntoma y más característico es la percepción y sensación de pitidos o zumbidos en el oído. Esto es debido a que nuestro cerebro realiza una interpretación incorrecta de los impulsos nerviosos. Además, también se relaciona al tinnitus el dolor de oído, de cabeza, los vértigos y los mareos.

Doshoydos, expertos en salud auditiva

Poniéndote en manos de especialistas en salud auditiva lograrás controlar los acúfenos en y reducir su impacto en tu vida diaria, ya que te ayudarán a recuperar el control y a gestionar los síntomas de los mismos.

Los signos no son iguales en todos los individuos, por lo que cada persona necesita un tratamiento personalizado. El asesoramiento de los profesionales auditivos de Doshoydos puede proporcionarte, sin duda, una mejor calidad de vida.

2019-08-09T10:51:18+00:00 9 Agosto, 2019|Categories: Salud auditiva|